El pequeño Davirón, con Walter Garcia, 17 al 26 de enero. Jueves a sábado 7:30 p.m. En Davirolandia no hay niños y no saben cómo son. Los davirones viven en un lugar muy alejado de la ciudad, más allá de siete puentes de la autopista. Son bajitos, peludos, con rabo y cambian de color cuando piensan, o cuando se asustan o no saben algo. Se vuelven chicos o chicas a su gusto. Duermen en los troncos de los árboles y dejan la buhardilla para los más pequeños. A veces son un poco descuidados y se manchan al comer.
Contáctenos

Estamos renovando nuestro sitio, pero puedes contactarnos ahora mediante un mensaje.

cambiar el captcha

Start typing and press Enter to search